Identificarse

Se trata de especies chilenas y de origen extranjero cuya tenencia particular está prohibida.


RENGO-. Durante la tarde de ayer, detectives de la Brigada de Investigación Criminal (BICRIM) Rengo, junto a personal del Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) O’Higgins, se trasladaron hasta una vivienda del sector Popeta, en la comuna de Rengo, con la finalidad de verificar la posible presencia de especies animales protegidas en el lugar.

De acuerdo a lo señalado por la PDI, la visita se produjo luego que el SAG recibiera una denuncia anónima que indicaba la existencia de aves protegidas que estaban en cautiverio, motivo por el cual se efectuaron coordinaciones con la policía civil para inspeccionar el lugar.

Tras contactar a la propietaria del inmueble, esta autorizó, voluntariamente, el ingreso a su vivienda, donde los profesionales del SAG constataron la existencia de un aviario en el que había un pato jergón, tres loros tricahues y dos loros cachaña, especies chilenas protegidas por la Ley de Caza (19.473).

Asimismo, en lugar también pudieron comprobar el cautiverio de cuatro rosellas rosadas, pertenecientes a la familia de los pericos, especie endémica de Oceanía, la cual está considerada como protegida por la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (SITES, por su sigla en ingles: “Convention on International Trade in Endangered Species of Wild Fauna and Flora”).

Tras el hallazgo de las aves, la PDI se contactó con el fiscal de turno de la Macrozona O’Higgins, quien instruyó que la mujer que las tenía en su poder, fuese apercibida en los términos del artículo 26º del Código Procesal Penal, quedando a la espera de citación por parte de la Fiscalía Local de Rengo, en calidad de imputada por infracción a la Ley 19.473.

En cuanto a las aves, la Policía de Investigaciones comunicó que fueron incautadas por el SAG O’Higgins y serán derivadas a un centro de rescate autorizado por aquel servicio, lugar donde se evaluará su condición corporal.

Desde la PDI, hicieron un llamado a evitar la adquisición de fauna protegida, puesto que su tenencia es ilegal, añadiendo que quien tenga conocimiento del cautiverio de especies protegidas, puede realizar una denuncia en las policías, la Fiscalía o el SAG.

Un cabo segundo de Carabineros de dotación de la Tenencia de Carreteras Colchagua, fue dado de baja durante la jornada de este miércoles 10 de noviembre, luego que funcionarios de la DIPOLCAL e inteligencias policiales de la misma institución, lo sorprendieran de manera infraganti realizando cobros en dineros a camioneros en controles vehiculares que realizaba en la Ruta 5 sur.

De acuerdo con las primeras informaciones, el hecho se registró en horas de esta madrugada, cuando efectivos especializados sorprendieron al uniformado que registra diez años en la instrucción, realizando cobros a conductores para de esta forma dejar nulo las supuestas infracciones cometidas al tránsito al momento de ser fiscalizado.

Ante esta situación fue detenido siendo trasladado hasta la dependencia de la Primera Comisaría de San Fernando, lugar donde se dio cuenta de los hechos al Fiscal de Turno y al alto mando institucional, quienes estos últimos procedieron a realizar la desvinculación inmediata del ahora exfuncionario, el que fue puesto al control de la detención ante el ministerio público,

El ahora imputado quedara con medidas de arraigo nacional y reclusión nocturna domiciliaria, mientras dure el plazo de la investigación, el cual quedó fijado en 80 días.

Denuncia de la comunidad permitió el hallazgo del estupefaciente.

Durante el día de ayer, el Equipo Microtráfico Cero (MT-Cero) de la Brigada de Investigación Criminal (BICRIM) San Vicente, se trasladó hasta un cerro ubicado en el sector Pampa Idahue de la comuna de Coltauco, para verificar la existencia de un cultivo de marihuana.

Según señaló la PDI, el procedimiento se originó luego que lugareños entregaran antecedente sobre la plantación, lo que permitió el hallazgo de 78 plantas de cannabis en etapa de crecimiento, especies que, conforme a lo indicado por la policía civil, tienen la capacidad de generar 500 gramos del estupefaciente cada una, lo que se podría traducir en una cosecha de 39 kilos de marihuana si las plantas hubiesen llegado a la etapa final de crecimiento.

Luego de encontrar el cultivo, el MT-Cero San Vicente informó aquello al fiscal de turno de la Macrozona O’Higgins, quien instruyó la incautación de las plantas para remitirlas al Servicio de Salud O’Higgins, donde deberán ser destruidas.

De igual modo, la PDI realiza indagatorias para establecer quien o quienes eran las personas que estaban cultivando el estupefaciente en el lugar.

El valor de la especie que fue robada hace una semana supera el medio millón de pesos.

El pasado 2 de noviembre, el dueño de una bicicleta pistera, se acercó hasta la PDI de San Fernando, oportunidad en la cual denunció que la especie había sido robada desde la calle España, ubicada a un costado del mall colchagüino, lugar en el cual la dejó asegurada con candado sujeto a una estructura metálica.

De acuerdo a los antecedentes aportados por el denunciante, la bicicleta avaluada en 550 mil pesos, fue robada por un sujeto que cortó el candado y luego la subió a un vehículo para darse la fuga en dirección desconocida, hecho del cual habría registros fotográficos.

Tras diversas diligencias efectuadas por los detectives de la Brigada de Investigación Criminal (BICRIM) San Fernando, fue posible establecer que la especie sustraída se encontraba en poder de una mujer, en la comuna de Puente Alto, Región Metropolitana.

Debido a lo anterior, los policías se trasladaron hasta la vivienda de la mujer, donde esta la habría entregado de manera voluntaria, indicando haberla comprado a un tercero del cual desconocería mayores antecedentes, razón por la cual, por instrucción del fiscal de la causa, sólo fue apercibida en los términos del artículo 26º del Código Procesal Penal, a la espera de citación por parte de la Fiscalía.

La víctima habría sido agredida mientras se encontraba de visita a la casa del imputado.

El viernes pasado, a solicitud del fiscal de turno de la Macrozona O’Higgins, personal de la Brigada Investigadora de Delitos Sexuales (BRISEX) Rancagua, debió efectuar diversas diligencias investigativas, relacionadas a una denuncia por violación, donde figuraba como víctima una menor de trece años de edad.

De acuerdo a lo informado por la PDI, la afectada habría ido a hasta la casa de una amiga, en la comuna de Machalí, con la finalidad de visitarla, lugar donde se encontraba un hermano de la dueña de casa, quien la habría agredido sexualmente, en circunstancias que aún están siendo investigadas.

Conforma a los datos recopilados por la policía civil, tras ser atacada, la víctima dio conocer lo sucedido a su familia, razón por la cual se acercaron a un cuartel policial para cursar una denuncia.

Según señaló la Policía de Investigaciones, la denuncia originó una serie de diligencias investigativas, relacionada principalmente a empadronar vecinos del sector y registrar de declaraciones a familiares de la afectada.

De igual modo, tras los exámenes sexológicos realizados a la víctima, los detectives pudieron establecer que la adolescente efectivamente presentaba lesiones genitales atribuibles a una agresión sexual.

Por otra parte, debido a que el imputado no fue encontrado durante las primeras diligencias, y que la afectada no tenías mayores antecedentes de su identidad, puesto que conocía a su amiga sólo por el nombre de pila, los detectives estuvieron trabajando durante todo el fin de semana para dar con la identidad del imputado.

Tras efectuar diligencias complementarias, como reconocimientos fotográficos y descartes a través de los sistemas de consulta de la Policía de Investigaciones, el personal de la BRISEX Rancagua pudo establecer la identidad del denunciado, lo que permitió al fiscal de turno tramitar ante el tribunal de garantía den Rancagua, una orden de detención en contra del adolescente de 16 años de edad, la que fue materializada por la PDI durante la madrugada de este lunes.

Luego de su detención, la fiscalía instruyó que el imputado fuese puesto a disposición del Juzgado de Garantía de Rancagua, para su correspondiente control de detención.

Una persona fallecida y otra con lesiones de consideración, fue el resultado de un grave accidente de tránsito registrado en horas de la noche de ayer lunes 8 de noviembre en la comuna de las  Cabras en la región de O'Higgins.

El fatal accidente se registró a eso de las 23:40 horas, en el kilómetro 48.9, de la Ruta H-66G, comuna de Las Cabras, en ese lugar, por causas que son investigadas, una colisión frontal de alta energía entre un camión y un tractocamión quienes lo hacían en sentidos opuestos, dejó como saldo del conductor del primero de estos, de 49 años, fallecido mientras era trasladado en ambulancia hacia Cesfam de Las Cabras, en tanto el conductor (40 años) del tractocamión fue trasladado hasta la Clínica Redsalud Rancagua con lesiones de carácter reservado sin riesgo vital, donde permanece hospitalizado. 

Por su parte personal policial informó que ambos  conductores y vehículos lo hacían con la totalidad de la documentación al día, mientras el Fiscal de Turno instruyó a personal SIAT para las diligencias y peritajes correspondientes.